El Blog – Liderazgo x Bogotá

Creatividad e Innovación para el progreso de la ciudad

Concepto de ciudades sostenibles, excusa económica y paliativa para el medio ambiente

Deja un comentario

Reacción: Carolina Barco

Por: Nadia  Rojas

El BID realiza un programa para implementar en las ciudades emergentes,  que busca hacer un modelo de ciudades sostenibles y expone un panorama significativo de estudio con una metodología alterna que permite obtener información como herramienta de gobierno para la toma  de decisiones.

Los ítems indicados en este estudio como: el  cambio climático, violencia e inseguridad, inequidad y pobreza, finanzas y gestión pública, no son suficientes para abordar el concepto de “ciudades sostenibles”, para ello se deberían tomar en cuenta los aspectos que podrían definir a las ciudades como ecosistemas y para ser un ecosistema se necesita no sólo clima, territorio, sino una relación múltiple y compleja entre gran variedad de seres vivos.

El sistema económico actual de consumo en aumento, tanto de recursos naturales como de productos transformados, impide pensar en la ciudad como un ecosistema que logre aportarle beneficios al planeta, por el contrario, es un espacio en el que se promueve casi la existencia única de seres humanos y mascotas.

Pensar que una ciudad puede ser sostenible es más una forma de vender una idea desde un punto de vista económico que desde uno que tome en cuenta el medio ambiente y la naturaleza. Decirle a una ciudad emergente que sea sostenible es decirle crezca y contamine, pero no tanto. Le daremos financiación para que lo que consumirán las personas que la habitarán sea de buena calidad.

¿Es posible tener ciudades realmente sostenibles? ¿Existen ejemplos en la naturaleza que nos sirvan para desvelar lo que es realmente sostenible?

Bueno, tenemos el ejemplo en Brasil, en el macizo, donde existen grandes montículos de termiteros. Viven millones de termitas y el impacto de su termitero es benévolo para variedad de especies, incluso llega a impactar en el clima, para que sea menos hostil. Su sistema toma en cuenta todo un ciclo de producción, reutilización y migración, basado en organización.  Este ciclo no lo estamos aplicando a la forma en que vivimos hoy en día y menos a la cultura que tenemos.

Considero que al BID se le queda por fuera el estudio de la cultura, de los hábitos, formas de pensar, de organizar, de sentir y los comportamientos de las ciudades actuales y del futuro, para así plantear realmente un ciclo de producción, reutilización y migración, que pueda acercarse a ese concepto de “ciudad sostenible”. Mientras se ignoren esos procesos culturales que permiten la organización y el establecimiento del ciclo, los estudios seguirán quedando en el papel y muchas acciones sostenibles y sustentables no se podrán realizar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s